martes, 21 de septiembre de 2010

Agua!

Cuando vienen nuevos hortelan@s a la huertita por primera vez, una de sus primeras preguntas siempre es de dónde sacamos el agua para regar las plantitas.  No disponemos de toma de agua en el solar, y como nos encanta que nuestro proyecto sea totalmente autogestionado y autosuficiente, no usamos agua de la principal del ayuntamiento tampoco.  Entonces, ¿de dónde viene?


En primer lugar, una buena parte del agua que usamos en la huertita viene de las donativas supergenerosas de varios vecinos que nos dejan una manguera para rellenar los cubos o nos permiten ir a rellenar un bidón a su casa o negocio (GRACIAS!!!).  También reutilizamos el agua que se condensa de las máquinas de aire acondicionado de algunos negocios cercanos o el agua que sobra de lavar verduras o ducharnos con jabón ecológico en casa.  Además traemos agua desde nuestras casas en garrafas y botellas recicladas y en casos de urgencia rellenamos un bidón en una de las fuentes públicas del barrio.

Uno de las filosofías que intentamos implementar en la huertita es la de no derrochar los recursos naturales, incluyendo el agua.  Por eso, nosotros utilizamos varias técnicas para reducir nuestro consumo de agua en la huertita; incluyendo el riego por goteo en parte de la huerta, el regar por la noche o la mañana y el uso de un acolchado para evitar que el agua se evapore, el colocar variedades con más necesidad de agua juntas para poder regar más o menos por zonas y la inclusión de plantas autóctonas (por ejemplo el romero o el girasol) que no requieren mucho riego.  También reducimos nuestro consumo global al utilizar agua que de otra forma se iría por el desagüe, como el del aire acondicionado.

Para regar todas las plantas de la huertita incluso en pleno agosto, nosotros usamos unos 40 litros diarios.  Para saber cuánto es eso de verdad, os ponemos la siguiente tabla del consumo medio de agua de algunas actividades para comparar (encontrado en la Wikipedia):
Actividad Consumo de agua
Lavar la ropa 60-100 litros
Limpiar la casa 15-40 litros
Limpiar la vajilla a máquina 18-50 litros
Limpiar la vajilla a mano 100 litros
Cocinar 6-8 litros
Darse una ducha 35-70 litros
Bañarse 200 litros
Lavarse los dientes 30 litros
Lavarse los dientes (cerrando el grifo) 1,5 litros
Lavarse las manos 1,5 litros
Afeitarse 40-75 litros

No obstante, reconocemos que aún podemos mejorar mucho en este sentido por lo que esperamos fabricar alguna construcción para coleccionar y utilizar el agua de lluvia.  También extenderemos el riego por goteo a todas las partes de la huertita para que podamos mejor controlar el agua usado, además queremos encontrar alguna forma de que la tierra retenga más agua, por ejemplo utilizando un acolchado más grueso como papel de periódico o cartón o incorporando más materia orgánica para mejorar la textura del suelo.  Por último, queremos aprender más acerca del Xeriscaping o Xeripaisajismo, una técnica de paisajismo que se centra en reducir el consumo de agua.

Y vosotros, ¿también queréis reducir vuestro consumo de agua?  Os dejamos con algunos trucos caseros:
  • El inodoro emplea entre 6 y 10 litros de agua potable cada vez que se vacía la cisterna, algo que se repite varias veces a diario. Reduciendo este consumo se puede conseguir un ahorro importante.  Para reducir el consumo de la cisterna se puede introducir una botella (o cualquier otra cosa que abulte y que no flote) dentro de ella. El espacio que ocupa la botella (o botellas) dentro de la cisterna no se llenará y en cada descarga se empleará menos agua. La botella deberá llevar algo que pese en su interior para que no flote.
  • Los detergentes que no generan espuma necesitan menos agua para aclararlos, lo que supone de nuevo un ahorro de agua.
  • Los aireadores o ecorreductores son una solución muy fácil y barata para reducir el consumo de los grifos. Su función es la de introducir aire en el caudal reduciendo la cantidad de agua que sale del grifo pero aumentando su volumen de forma que, con menor caudal, consiguen el mismo efecto. Se pueden instalar en casi todos los grifos del mercado y suponen un ahorro de hasta un 40% con una inversión mínima.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada